Indignación por Copa América en Brasil en medio de una pandemia

Indignación por Copa América en Brasil en medio de una pandemia
Indignación por Copa América en Brasil en medio de una pandemia

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, aceptó realizar la Copa América en el país más grande de SurAmérica; a pesar de que es una de las naciones con más muertos y contagios por coronavirus

 

Indignación por Copa América en Brasil en medio de una pandemia

Este martes 1 junio, el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, provocó una ola de indignación después de aprobar los planes para llevar a cabo la Copa América en un país actualmente afectado por la COVID-19 y que enfrenta la tercera ola de infecciones.

“Fui consultado por la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF) y por nuestra parte es positivo”, afirmó Bolsonaro en declaraciones a los periodistas.

Anteriormente había quedado seleccionado Colombia y una de las sedes de Argentina, pero el 20 de mayo se pidió postergar el torneo a causa de los casos de la COVID-19 que se están registrando en ese país y en medio de una masiva protesta social. La petición de Colombia, sin embargo, fue rechazada, y quedó Argentina como única sede del torneo, que de por sí tenía que haberse disputado en 2020.

Pero el último fin de semana Argentina cayó por el aumento de casos de coronavirus, y en una decisión que generó gran sorpresa, la Conmebol le pasó la pelota a Brasil, un país que acumula medio millón de muertos por la COVID-19 y 16,5 millones de infectados.

“Todos mis ministros son favorables a la Copa América en Brasil con el mismo protocolo de las eliminatorias (para el Mundial de Catar 2022) y de la Libertadores. Caso cerrado”, sentenció Bolsonaro.

Los ayudantes de Bolsonaro han recurrido a varias medidas para justificar que la Copa América se puede hacer en Brasil. Una de ellas es que los deportistas y delegaciones que lleguen al país estén ya vacunados contra la COVID-19.

El Brasil de Bolsonaro está dispuesto a abrir sus fronteras para deportistas y delegaciones mientras que otras naciones de la región, como Argentina, Chile o Uruguay, con menos problemas de la COVID-19 que ese país, mantienen muchas restricciones para la entrada de visitantes.

 

Indignación por Copa América en Brasil en medio de una pandemia
Comentarios