Manaos vuelve a colapsar y envían pacientes COVID-19 a otras ciudades

Manaos vuelve a colapsar y envían pacientes Covid-19 a otras ciudades

En la actualidad, la ciudad brasileña presenta un sistema de salud saturado y cuenta con pocas reservas de oxígenos ante el incremento de casos

Manaos vuelve a colapsar y envían pacientes COVID-19 a otras ciudades

Muchos pacientes con COVID-19 en la ciudad de Manaos, en Brasil, serán trasladados fuera de la entidad debido a la saturación que tiene su sistema de salud y a la disminución de las reservas de tanque de oxígeno.

La situación ha generado que algunos brasileños mueran por asfixia dentro de sus viviendas, reseñó el portal de la agencia AP.

En la urbe de 2 millones de habitantes, el Gobierno anunció que enviará a 235 pacientes que requieren oxígeno a otras entidades.

“Quiero agradecer a los gobernadores que nos están dando la mano en un gesto humano”, dijo Wilson Lima, gobernador del estado de Amazonas.

“Cuando hay un problema todo el mundo nos voltea a ver como los pulmones de la Tierra”, comentó, mencionando la habitual descripción de la selva de la Amazonía. “Ahora estamos pidiendo ayuda. Nuestra gente necesita este oxígeno”, expresó la autoridad.

En días pasados, las autoridades solicitaron al Gobierno federal que les incrementaran las reservas de oxígeno para poder asistir a los pacientes con coronavirus. Ante la necesidad, la cifra de muertos por el virus se ha incrementado y se acerca al punto que máximo que se vivió en la primera ola a principios del año 2020.

El año pasado, Manaos consumió máximo 30.000 metros cúbicos de oxígeno por día y ahora esa cantidad se ha duplicado (70.000 metros cúbicos), según White Martins, la compañía transnacional que les proporciona oxígeno a los hospitales públicos de Manaos.

La empresa también determinó que la ubicación de Manaos presenta una logística complicada debido a que se requiere que los suministros adicionales sean transportados por vía marítima y aérea.

Para el estado amazónico se establecieron medidas restrictivas para evitar la propagación de la enfermedad como la suspensión de transporte púbico y un toque de queda que estará vigente entre las 7.00 p. m. y 6.00 a. m.

Brasil contabiliza 8 326 115 casos y 207.160 fallecidos a consecuencia de la enfermedad hasta el 14 de enero de 2021, según las autoridades sanitarias del país.

Manaos vuelve a colapsar y envían pacientes COVID-19 a otras ciudades
Comentarios